Back

EL VOTO CONTROVERTIDO

6 min de lectura
Imprimir

MARCOS PEÑA: “este sistema de boleta papel, [...] ya prácticamente no se usa en ningún lugar del mundo”.

Frente a las denuncias efectuadas por la oposición sobre la “captura de votos” para influir en el resultado de las PASO en provincia de Buenos Aires y las discusiones abiertas en torno a un sistema que garantice el recuento veloz y transparente de los votos, el Jefe de Gabinete de Ministros, Marcos Peña, se transformó en un defensor del sistema de boleta única electrónica.

Tal es así que en la noche del 22 de octubre, con la victoria electoral a cuestas, el Ministro señaló que el Gobierno Nacional esperaba que esas fueran las últimas elecciones con el sistema de boleta de papel e indicó que esa modalidad “ya prácticamente no se usa en ningún lugar del mundo”.

La afirmación de Peña resulta al menos desacertada, no sólo porque son más los países que aún conservan la boleta en papel, sino porque además esconde los resultados en los procesos electorales de aquellos países que sí han implementado el sistema electrónico.

En el Cono Sur, por ejemplo, de los diez países que integran la región, solamente Brasil y Venezuela utilizan el soporte electrónico para el voto ciudadano. Por su parte, Perú y Ecuador registraron ensayos de implementación del sistema electrónico en elecciones nacionales pero con muestras que no superan los dos dígitos del padrón electoral y el resto de los países sufraga con el método tradicional de boleta en papel.

Hacia el norte, Estados Unidos, aunque con diversos cuestionamientos, cuenta con voto electrónico en varios de sus estados, mientras que en el Caribe el sistema utilizado es el tradicional en papel. En la Unión Europea, Alemania y Holanda han revertido la decisión del cambio de sistema y retomaron el uso de boletas en papel. Por lo que actualmente, son Estonia y Bélgica los únicos países que mantienen el sistema de voto electrónico en el bloque del viejo continente.

En Asia, según un relevamiento realizado por el Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco, India y Filipinas son los únicos países que sostienen la modalidad de voto a través de recursos electrónicos.

NACIONALES Y MUNICIPALES NEUQUÉN 2017

El pasado 22 de octubre en la ciudad de Neuquén convivieron los dos sistemas electorales de la Argentina: voto en papel para las nacionales y boleta única electrónica para las locales.

INVESTIGACIÓN “MADE IN ARGENTINA”: ¿QUÉ DICE EL CONICET?

El pasado mes de octubre, investigadores del CONICET presentaron el informe “Análisis de factibilidad en la implementación de tecnología en diferentes aspectos y etapas del proceso electoral”. Dicho trabajo fue elaborado a pedido del Ministerio de Interior, Obras Públicas y Vivienda de la Nación, a efectos de evaluar la factibilidad de implementar el sistema de boleta única electrónica en los comicios electoral.

Los autores analizaron las cinco fases del proceso electoral que podrían ser automatizadas e identificaron distintos grados de riesgo para cuatro de ellas:

1ra. Emisión de voto

2da. Escrutinio de mesa

3ra. Comunicación de Resultados

4ta. Procesamiento de resultados y publicación.

De menor a mayor grado de riesgo, advierten que de implementarse una modalidad electrónica en las fases 3 y 4, si bien los principios del voto no se verían comprometidos, existen posibilidades de que se registren diferencias con el resultado provisorio que podrían corregirse en el conteo final.

Respecto de la fase 2 los investigadores consideran “…que existen riesgos moderados de alterar el resultado de la elección, sin que esto pueda ser detectado y/o corregido” (2017: 21).

Finalmente, para la fase 1 observan un elevado riesgo de comprometer los principios del voto y de que se modifique sin posibilidad de detectarlo en el resultado del sufragio.

Entre las principales conclusiones a las que arriba el Informe se encuentran:

* La complejidad de evitar errores o vulnerabilidades en el software.

* La imposibilidad de que el sistema sea al mismo tiempo secreto, auditable y que se respete el atributo de integridad. Agregan que “cualquier sistema de emisión electrónica de voto que busque solucionar los problemas inherentes a garantizar integridad y secreto, necesariamente será difícil de verificar formalmente y de auditar, incluso por expertos en la disciplina”. (2017: 28)

* La dificultad de prescindir en el momento del conteo de los votos del método manual, en efecto, es posible que ayude a los encargados del escrutinio a incrementar la confianza en el resultado obtenido, pero siempre deberá chequearse que este coincida con la cuenta manual.

Es decir, los autores recomiendan que las tecnologías de este tipo sean incorporadas al proceso electoral de manera progresiva y en pequeña escala. Asimismo, señalan que no resulta conveniente “…avanzar en el corto ni mediano plazo con la implementación de un sistema electrónico para la etapa de emisión de voto” (2017: 45).

Ni la experiencia internacional, ni los expertos en la materia, coinciden con las afirmaciones del Jefe de Gabinete, por el contrario, parecen recomendar un camino que se encuentra en el extremo opuesto a su propuesta ¿por qué entonces sostener una modalidad que no cumple los objetivos que se propone?

Plenario de comisiones sobre reforma electoral: Alfredo Ortega

Participación del Dr. Alfredo Ortega (Instituto Tecnológico Buenos Aires) en el plenario de comisiones sobre reforma electoral (voto electrónico con “boleta única electrónica”). Honorable Cámara de Diputados de la Nación. 4 de agosto de 2016.

Publicar Comentario