Back

EL FENÓMENO FRANCISCO

12 min de lectura
Imprimir

Hace aproximadamente un mes, el Papa Francisco llegaba a Colombia en un marco de algarabía, pero también de tensiones. Su visita bajo el lema “Demos el primer paso” fue interpretada por algunos sectores como un espaldarazo a favor de Juan Manuel Santos y su tan mentado acuerdo con la guerrilla de las FARC-EP.

Francisco llegó a Colombia el pasado 6 de septiembre a bordo del Pastor 1 de Alitalia acompañado de un grupo de cuarenta colaboradores y unos setenta y cinco periodistas con los que compartió una Conferencia de Prensa realizada en pleno vuelo.

Digitada o no, la Conferencia pasó literalmente por el espacio aéreo venezolano y fue aprovechada por el Papa para dedicar algunas palabras a la crisis de ese país: Quisiera decirles que en el vuelo sobrevolaremos Venezuela y pedirles una oración para que pueda haber diálogo y que el país tenga una buena estabilidad”.

Ya en Colombia, Francisco fue recibido por el Presidente Juan Manuel Santos en el aeropuerto de la base militar de CATAM (Comando Aéreo de Transporte Militar) y por miles de fieles que siguieron su ruta hasta el centro de Bogotá, rodeando el Papa Móvil que lo trasladaba.

La gira, que se extendió hasta la tarde del 10 de septiembre, fue aprovechada por el Papa para recorrer las ciudades de Bogotá, Medellín, Villavicencio y Cartagena de Indias. En cada una de ellas el mensaje fue el mismo: “Consolidación del proceso de paz, promoción del perdón y la reconciliación nacional (leasé “unidad nacional”) y el fuerte desaliento a la venganza por mano propia”.

Haciendo gala de líder carismático, con discursos descontracturados pero fuertes desde lo conceptual, Francisco habló a tres segmentos definidos. A los jóvenes, quienes lo acompañaron de a miles; a la clase política (incluso a quienes lo obviaron como Alvaro Uribe Velez); y a los sectores populares, a quienes bendijo y alentó a trabajar para una nueva Colombia.

El momento más duro, y más polémico, se vivió en una misa “por la Reconciliación Nacional” realizada en Villavicencio, en el corazón del territorio colombiano. Allí Francisco escuchó el testimonio de dos ex-combatientes y dos victimas del conflicto que azotó Colombia durante 50 años. Beatificó mártires de ambos bandos del conflicto y señaló que cuando las víctimas vencen la comprensible tentación de la venganza, se convierten en los protagonistas más creíbles de los procesos de construcción de la paz. Es necesario que algunos se animen a dar el primer paso en tal dirección, sin esperar que lo hagan los otros”.

UNA MIRADA LOCAL DE LA VISITA

Percy Oyola Palomá conduce la Utradec-CGT (Unión de Trabajadores de Colombia) y es Vicepresidente 3ro de la CLATE (Confederación Latinoaméricana de Trabajadores del Estado). Cardo Ruso le consultó acerca de la visita de Francisco para conocer en primera persona como se vivió la visita de un líder religioso cada vez más consolidado como líder social y político.

Percy Oyola Palomá (primero de la izquierda) en la comitiva de CLATE con Francisco (4/12/2013) - archivo clate.org

CR: Percy, ¿cómo viste la visita de Francisco y qué te genero en lo personal?

POP: Para Colombia y los colombianos fue muy importante. Habiendo concluido un proceso de paz y estando en la fase de implementación de los acuerdos, que se de la visita del Papa es para nosotros una señal clara. Su presencia y todos sus mensajes estuvieron dirigidos a la paz y la reconciliación y creo que no ocultó para nada los problemas que tenemos y contra los que vamos a seguir luchando.

CR: Hubo una fuerte impronta discursiva dirigida a los jóvenes, ¿por qué pensás que se dio?

POP: Creo que lo que Francisco quiso señalar es que el futuro del país depende del compromiso social que puedan tener los jóvenes en Colombia. Y como estos encaran los temas complicados o de qué forma construyen soluciones a los viejos problemas. Dejó claro que para él los jóvenes son la semilla de lo nuevo, del futuro y la salvación de la humanidad.

El Papa Francisco dice que la esperanza tiene rostro de juventud y que los jóvenes no deben dejarse engañar ni robar la alegría.

Una publicación compartida por Pope Francis (@franciscus) el

CR: Hubo altercados con sectores de la derecha colombiana que denunciaron que el Papa vino para intervenir en la vida política del país, ¿pensás que es así?

POP: Para mi fue una visita pastoral, con raíces en la doctrina social de la fe católica. No veo que haya tenido intenciones ocultas. Cuando el Papa dice a sacerdotes que deben ver a Cristo en el sufrimiento de sus hermanos y no en el escritorio en el que están esos clérigos, es un mensaje que claramente agravia a los sectores conservadores, más ahora que estamos en época de elecciones.

Francisco incluso les advirtió a los Obispos que no pueden estar al servicio de los poderosos porque “el diablo entra por los bolsillos”.

CR: ¿Tuvieron oportunidad de reunirse con el Papa durante la visita que hizo a su país?

POP: A diferencia de otras visitas Papales, en esta no tuvimos contacto con Su Santidad. Lo solicitamos pero el Episcopado colombiano decidió que no hubiera encuentros. Aunque si es de destacar que en Cartagena de Indias el Papa se reunió con trabajadores.

Nosotros tuvimos ocasión de charlar con él cuando lo visitamos en Roma, en una gestión que hizo la CLATE. Allí compartimos con “Su Santidad” algunos de los temas que nos preocupan. Incluso nuestra preocupación por la paz en Colombia.

CR: ¿Cuáles pensás fueron los principales conceptos que dejó Francisco en Colombia?

POP: Indiscutiblemente la paz, la reconciliación y la unidad nacional. Estamos en momentos en los que es necesario redoblar esfuerzos. No hay que darle juego a la cizaña, como algunos de los políticos de nuestro país. Ojalá esto perdure.

Una publicación compartida por Pope Francis (@franciscus) el

Hay densas tinieblas que amenazan y destruyen la vida: las tinieblas de la injusticia y de la inequidad social; las tinieblas corruptoras de los intereses personales o grupales, que consumen de manera egoísta y desaforada lo que está destinado para el bienestar de todos”.

Papa Francisco en Colombia

 

Próximos pasos de la Agenda Vaticana

El Papa estará en Chile entre el 15 al 18 de enero de 2018.

Visitará las ciudades de Santiago, Iquique y Temuco.

Se dice que el Encuentro Mundial de Movimientos Populares se realizará en nuestro país para la misma fecha.

El lugar probable es el “Lote 27” del Barrio Social Intercultural de esa ciudad.

Hay gestiones para que esto se concrete y está previsto el arribo de 25 mil personas de todo el mundo.

Sobre el autor /

<p>Periodista patagónico en Radio, Web y Gráfica. Futbolísticamente se considera hincha de Boca (como su padre) y declama ser un irrestricto defensor del buen juego, del tiki-tiki de Angel Cappa y de la planificada belleza de César Luis Menotti. Le gusta leer y, al igual que su ídolo, sueña con jugar un mundial.</p>

Escriba un comentario